martes, 3 de noviembre de 2009

De visita


No sé cuantas veces he dicho esto ya. Últimamente paso por un bache y todo se asemeja al lecho de un río seco, sólo polvo se levanta cuando soplo el viento. Hay un nuevo cabezote, como lo esperaba desde hacia varias semanas, cortesía de SO y eso debería ser suficiente motivación para seguir posteando pero, lo repito, ahora sólo hay un río seco. Podría, como no, contar que me “había ido a la playa por la noche en la arena y me había puesto a meditar sobre el significado de Cristo, sobre el significado de la muerte, sobre el significado y la plenitud y el ritmo de todas las cosas” como lo dijo ese escritor borracho, mujeriego y famoso. Hasta ayer había plazo para inscribir la cedula para las votaciones del próximo año pero no lo hice porque me sigue repugnando votar. Mi mayor contribución a la democracia de este país en descomposición es un activo abstencionismo aunque nunca se sabe. Es curioso pero ahora que hablo y escribo de alejarme temporalmente del blog (motivo sequía mental) se me ocurren un par de temas y artificios, como pasa siempre cuando creo quedarme en blanco. Es un poco como ese cortometraje que, dicen, pasa frente a los ojos de todos los que están por morir y que nos muestra que todo no fue tan malo, que a pesar de lo que creemos en nuestras cabezas no pasa el tiempo.

2 comentarios:

El que siempre va dijo...

Que buen cabezote bro, que sea un pretexto pa seguir escribiendo. SALUDos!!!

Steven dijo...

una puta maquina el que hizo ese cabezote!!!